cachimba

Fumar cachimba aumenta los riesgos de infarto

Existe una falsa creencia sobre que la cachimba es mucho más sana que el cigarrillo de tabaco tradicional, muchos creen que por expulsar aire frío o sin nicotina, este no será dañino a la larga para nuestro organismo.

El principal peligro inmediato para los que utilizan la cachimba son los riesgos al corazón, puesto que son los más rápidos en manifestarse y los que menos avisan. Es indispensable saber los riesgos a los que estamos expuestos con su uso.

Recordemos que estamos introduciendo a nuestro organismo vapores y químicos externos a los que nuestro cuerpo no está acostumbrado. El uso excesivo puede traer incluso más consecuencias de las que quizás desconocemos.

El hecho de que el narguile se filtre a través del agua no significa que sea menos invasivo que el tabacos tradicional. No hay estudios científicos que demuestren con valores reales que la cachimba es mucho más saludable.

La cachimba en comparación con el cigarrillo

Es muy cierto que ambos productos contienen en su interior las mismas cantidades y ofrecen casi el mismo efecto, la cachimba tiene un poco menos de monóxido químico. Sin embargo, la diferencia está en el tiempo de exposición y las sesiones de fumado.

La cachimba tiene muchas más altas concentración de nicotina y de plomo. Las cuales tienen una repercusión real a nuestro sistema cardiaco, es por ello que consideramos altamente peligroso el uso prolongado y diario de este. El riesgo de infartos y otros problemas cardiovasculares es muchísimo mayor que con el cigarrillo.

En conclusión podemos, se puede decir que una sesión de cachimba de media hora es mucho más perjudicial para el consumidor que fumar un solo cigarrillo. Todo uso en exceso llevará a consecuencias nefastas para nuestro organismo, es por esto que ninguna organización de la salud recomienda su uso, por mucho que su etiqueta diga que es sano.

Aumentos de problemas en el corazón al usar la cachimba

Está científicamente comprobado en cientos de estudios que las personas que fuman cigarrillo o cualquier otra pipa de agua como la cachimba, están mucho más propensos a padecer enfermedades cardiovasculares y por ende, un infarto. 

El cuerpo humano al pisar los 60 años se hace más vulnerable a sufrir ataques cardiacos, y el ser un fumador activo aumenta significativamente este riesgo en edades mucho más tempranas. Especialmente los jóvenes fumadores empiezan a padecer en los años siguientes de empezar a fumar.

Riesgos cardiacos producidos por la cachimba en cifras

En España, el promedio de edad de fumadores de cachimba es de 20 años, mientras que en el medio oriente la gran mayoría de los fumadores empiezan a partir de los 13 años. Estas cifras son alarmantes y se debe concientizar a la juventud sobre los riesgos de infarto y otras complicaciones que tiene.

La cachimba en Europa desde el año 2014 ha ganado más del triple de popularidad que el cigarrillo, más que todo en consumidores jóvenes, ya que su humo no es caliente, no descolora la dentadura y su olor no es tan desagradable como el cigarrillo.

Casi el 60% de los fumadores de cachimba son personas con edades comprendidas entre los 17 y 25 años de edad. La mayoría de estos fumadores son hombres en un 75%, mientras que el resto son mujeres.

Las cifras de muertes en Arabia Saudita, país en donde la cachimba es muy popular es alarmante, aproximadamente 70 hombres mueren cada semana por enfermedades causadas por el uso de la cachimba, en mujeres el índice es un poco menor siendo solo 20 muertes por semana. 

Muchos países han adoptado como medidas para reducir el uso de esta clase de vaporizadores, subir la cantidad de impuestos que pagan las industrias tabacaleras, prohibir su uso en lugares comunes  e inclusive prohibir que se venda a menores de edad.

Añadir comentario