Lanzamiento de ‘Estaciones móviles de policía’ en siete ciudades españolas

Las «oficinas» de la Policía Nacional están patrullando ahora siete de las áreas metropolitanas de España, permitiendo a los detectives llevar a cabo el trabajo que normalmente tendrían que hacer en la estación.

Los nuevos coches patrulla híbridos iZ -denominados ‘ee-zeta’, ya que su título completo es i-ZETA, en lugar de ‘e-zee’- llevan lectores de huellas dactilares para una identificación inmediata, y equipos para escanear documentos de identidad y de otro tipo y analizar y recibir imágenes, incluso en zonas con poca o ninguna iluminación.

Conectados a la tecnología Cloud y conectados a una base de datos central, son capaces de leer hasta 400 matrículas por minuto y pueden averiguar quién es alguien, dónde vive y su historia en microsegundos.

Las cámaras delanteras y traseras significan que las persecuciones policiales a alta velocidad, como las que normalmente sólo se ven en las películas de acción de la policía, se harán realidad, ya que los coches que persiguen los agentes se pueden rastrear y seguir mucho más fácilmente.

Una consola central con una pantalla táctil de 10″ y un teclado externo en el asiento del pasajero permite a la policía realizar controles manuales desde sus coches.

El Toyota Prius+ ‘smart’ significa que una gran cantidad de trabajo que normalmente se lleva a cabo en los escritorios de los departamentos de administración de las comisarías de policía puede llevarse a cabo en la carretera, por lo que más oficiales pueden estar en la calle, ayudando a aumentar la seguridad del público.

Hasta ahora, 10 de estos coches han sido lanzados en siete ciudades -Valencia, Málaga, Palma de Mallorca, Sevilla, Madrid, Zaragoza (Aragón) y Vigo (Pontevedra, Galicia)-, pero a finales del próximo año, un total de 162 saldrán a las calles de toda la península, sus islas y enclaves.

Añadir comentario